<img height="1" width="1" alt="" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?ev=6026902409524&amp;cd[value]=0.00&amp;cd[currency]=USD&amp;noscript=1">

No obtener un lugar en una universidad pública es un duro golpe para muchos adolescentes. Ayude a su hijo a levantarse, buscando universidad para un plan B

en-busca-de-una-universidad-como-seguir-adelante-4.jpg

Entrar a la universidad es un momento definitorio para los jóvenes rumbo a su camino hacia la adultez. Sin embargo, no es ningún secreto ni novedad el bajo número de lugares disponibles en las instituciones públicas.

Basta ver que en la CDMX solo el 8.6% de quienes aplicaron el examen de admisión de la UNAM a licenciatura alcanzaron un lugar. En Jalisco, de los 45,785 aspirantes universitarios quedaron fuera 28,203; en Nuevo León de 34,000 estudiantes, unos 14,000 no obtuvieron matrícula.

“Comenzar la universidad es para muchos el momento de -ahora sí- iniciar el camino hacia dedicarnos a lo que nos gusta. Y no haber sido admitido nos provoca angustia y hasta depresión”, apunta la psicóloga Deyanira Semadeni.

Y agrega la especialista que: “no porque no hayas entrado significa que no sea capaz o inteligente; es un tema de mucha demanda y poca oferta. Y es normal que sus hijos sientan una gran tristeza porque de pronto el panorama se viene abajo”.

Ahora lo que queda es resiliencia, definida como la capacidad de reponerse y seguir adelante. Lo único que necesitas es un ‘plan B’ que les ayude a trazar una nueva ruta.

En busca de una universidad: ¿Cómo seguir adelante?

Construyendo un Plan B

Para buscar de nuevo su camino hay que tener muy claro que “el objetivo no necesariamente es la universidad sino la profesión. Hay que aferrarse a ella y buscar diferentes vehículos o medios”, dice Semadeni.

Como papás, una forma de ayudar a los hijos a decidir carrera, si es que están teniendo dificultades para decidir, es:

  • Tenerles paciencia
  • Escucharlos de forma activa y conocer sus inquietudes
  • Con su experiencia, darles algunas ideas para investigar en internet
  • Pedirles que compartan su análisis con nosotros

“No hay que tomar la decisión por ellos -aconseja Semanedi-, pues esto es parte de demostrarles que ya pueden tomar sus propias decisiones. Recuerden que la orientación y mentoría como padres es muchas veces más valioso para ellos que solo darles nuestro respaldo financiero”.

En busca de una universidad: ¿Cómo seguir adelante?

Amistades ¿lejanas?

Para los jóvenes, otro elemento doloroso es cuando su grupo de amigos se separa porque no todos lograron su ingreso a la universidad pública.

“Al separarse de sus amigos de la prepa -o incluso de mucho antes- los hijos comienzan a socializar. Esto les permite desarrollar la habilidad de la socialización, que es crucial para el mundo laboral, pues no tendremos a nuestros amigos en nuestro primer trabajo”, enfatiza la psicóloga Deyanira Semadeni, quien también es Maestra en Ciencias de la Educación y Psicología Social.

La universidad no solo es conocimientos e instrucción. También nos ayuda a desarrollar un set de habilidades sociales que les servirán a sus hijos en su vida laboral.  

Finalmente, la especialista recuerda que “no ser aceptado es solo un momento. Y la vida está llena de esos momentos de los que nos tenemos que reponer y que vale la pena resistir para salir adelante rumbo a nuestro plan de vida. Eso es parte de la resiliencia”.

Cada cambio puede representar una oportunidad, dependiendo de la perspectiva donde se mire. Conozca más sobre nuestra oferta académica y vislumbre más alternativas para construir este Plan B en familia. 

Conoce nuestra oferta académica

Tópicos: Licenciaturas UNITEC, Ingenierias UNITEC
Banner-CTA-REU

También te puede interesar:

Estudia en la UNITEC
Solicitar Informes
Por qué estudiar una Licenciatura en Enfermería (infografía)