Desde hace un par de meses, Liliana Meléndez y Melina Mejía, egresadas de la Licenciatura en Pedagogía del Campus Cuitláhuac, se desempeñan como formadoras en la Casa Hogar del Perpetuo Socorro, cargo que, como ellas afirman, les permite regresar a la sociedad un poco de lo que ésta les ha dado.

Ambas exalumnas iniciaron esta noble labor como parte de su Servicio Social Comunitario, pero al darse cuenta del impacto que su trabajo generaba en las niñas y cómo les retribuía emocionalmente, decidieron quedarse a laborar para brindar sus conocimientos y apoyo en pro del desarrollo de las niñas del orfanato.

En la Casa Hogar del Perpetuo Socorro viven, actualmente, 50 niñas cuyas familias están desintegradas o son hijas de madres solteras que no pueden atenderlas entre semana, por lo que se internan el domingo por la tarde para salir los días viernes, mismo ritmo de vida que lleva Liliana y Melina, quienes aseguran: “deseamos contribuir con el desarrollo académico y la integración social de esas pequeñas”.

Las formadoras, como Liliana y Medina, supervisan las tareas, brindan atención y buen trato, realizan actividades lúdicas, vigilan la salud y alimentación de las niñas, y fungen como mediadoras y consejeras tanto de lo que se vive al interior, como al exterior de la Casa Hogar.

De esta forma, ambas egresados dan un ejemplo de vida y de cómo aportando conocimientos y buenas actitudes pueden sembrar en las niñas el espíritu se superación que aprendieron en la UNITEC.

casa hogar 1 casa hogar 2
¿Quieres estudiar pedagogía?

Tópicos: responsabilidad social, UNITEC Hoy, UNITEC, Licenciatura en Pedagogia
REU

También te puede interesar:

Estudia en la UNITEC
Solicitar Informes
¿Estudiar y trabajar es posible?