<img height="1" width="1" alt="" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?ev=6026902409524&amp;cd[value]=0.00&amp;cd[currency]=USD&amp;noscript=1">

Juntos podemos frenar la violencia contra la mujer, conoce más sobre los tipos de agresiones más comunes y cómo podemos detener su efecto.Así puedes ayudar a frenar la violencia contra la mujer

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) califica las agresiones contra la mujer como una pandemia mundial, por lo que seleccionó el 25 de noviembre como la fecha emblema para recordar que hay mucho por hacer para erradicar este problema.

Para esta organización, la violencia contra la mujer se define como todo acto que cause “un daño físico, sexual o psicológico para ella, inclusive las amenazas de tales actos, la coacción o la privación arbitraria de la libertad, tanto si se producen en la vida pública como en la privada”.

En México, la violencia de género es una práctica social ampliamente extendida, ya que el 63% de mujeres de 15 años y más ha experimentado al menos un acto de este tipo siendo el agresor, en la mayoría de los casos, la pareja de la víctima.

La violencia contra la mujer no escapa del entorno escolar. Son muchos los factores que la determinan, entre ellos: las distintas concepciones culturales de la violencia, los factores socioeconómicos, la vida familiar de los estudiantes y el entorno externo de la escuela.

Así puedes ayudar a frenar la violencia contra la mujer

Las agresiones más comunes a los que se enfrenta una mujer son:

Violencia psíquica
Actos que van dirigidos a destruir tu autoestima o que te aíslan de las personas que te rodean. Por ejemplo, comentarios degradantes, destrucción de un objeto que para ti sea valioso, actos de poseerte o controlarte.

Violencia física
Cualquier acto que te produzca daño en tu cuerpo, por ejemplo, bofetadas o golpes.

Violencia sexual
Cuando te imponen una relación con tu cuerpo que tú no quieres, por ejemplo, un beso forzado o un tocamiento.

De los tres tipos de violencia, según un estudio de María José Urruzola del Instituto Andaluz de la Mujer, el más común es la violencia sexual.

Así puedes ayudar a frenar la violencia contra la mujer

Por este motivo, saber cómo prevenir y defenderte de este tipo de agresión es importante. Aquí te compartimos algunas cosas que debes saber:

  • No te rías de las “graciasde los chicos que confunden las “bromas” con las “agresiones” y el “sentido del humor” con la “actitud sexista”. Con ello ayudarás a que traten con respeto el cuerpo de todas las mujeres.
  • Critica y denuncia siempre que puedas, las continuas agresiones sexuales que aparecen en los medios de comunicación o en tu entorno. Con ello estarás colaborando a crear una opinión que obligue a los agresores a sentirse avergonzados y a que se cuestione el poder que ejercen irracionalmente sobre el cuerpo de las mujeres.
  • Frena las conductas violentas, de la manera que te sea posible y sin ponerte en riesgo a cualquier agresor.
  • Apoya a las chicas que son agredidas públicamente. Tener a alguien que te apoye en un momento de necesidad, ya sea entre chicas o un chico puede ser de bastante ayuda. 
  • No creas que la violencia física contra el agresor es siempre la respuesta. Puedes salir perdiendo. Consulta información sobre cursos de auto-defensa personal, para responder con habilidad a las agresiones físicas o sexuales y librarte de ello con seguridad y sin violencia.
  • Ten cuidado con los anuncios del periódico o redes sociales que solicitan “chicas para trabajar en bares u hoteles o para modelaje” y cosas parecidas. A veces son trucos para aprovecharse de ti.

Si has sido víctima de algún tipo de agresión acude al Centro de Apoyo y Desarrollo Estudiantil (CADE) de tu Campus para que puedan orientarte y/o canalizarte con un especialista.

Conozca +

Tópicos: Salud, Licenciaturas UNITEC, Ingenierias UNITEC
New Call-to-action

También te puede interesar:

Estudia en la UNITEC
Solicitar Informes
Un día en la vida de un ingeniero