calendar

Si tienes agendado un viaje de negocio largo, estas recomendaciones te serán de gran utilidad. ¡Tómalas en cuenta!

Viajes de negocio largos: algunas recomendaciones

Como lo prometí, en esta entrega también escribiré sobre los viajes de negocios, pero ahora enfocándome a los viajes largos. Estos viajes largos pueden ser nacionales o internacionales, y pueden ser por un tiempo definido o permanente. A grandes rasgos siguen los mismos tips que sugerí en mi anterior entrada, aunque tienen sus propios cuidados. ¡Empecemos!

Visas, pasaportes y papeles

Asegúrate de tener todos tus documentos vigentes para toda la estancia de tu viaje. En ocasiones, ciertos países solicitarán que tu pasaporte tenga una vigencia de 3 meses o más después de la duración de tu estancia planeada.

Si tu viaje se trata de una estancia internacional prolongada, asegúrate de tener las visas y permisos requeridos para el ingreso al país destino y, sobre todo, para tu estancia legal. Recuerda que bajo una visa de turista no se permite el trabajo o asuntos de trabajo en la mayoría de los países, y que los agentes aduanales tienen la autoridad de negarte la entrada al país si sospechan una estancia prolongada que no sea con propósitos de turismo.

Viajes de negocio largos: algunas recomendaciones

¿Qué llevar?

Mientras que en un viaje corto puedes tal vez llevar una muda para cada día de tu estancia, las probabilidades son que en un viaje largo tendrás que encontrar una lavandería para lavar y planchar. De ahí que, dependiendo de la longitud de tu viaje, considera no llevar demasiada ropa o muy poca. Sin embargo, recuerda que a las aerolíneas les encanta cobrar por exceso de equipaje y que el servicio de lavandería de los hoteles es un robo.

Viajes de negocio largos: algunas recomendaciones

¿A dónde llegar?

En la mayoría de las ocasiones la empresa que te está solicitado el viaje te brindará el hospedaje necesario para tu estancia. Si eres afortunado y visualizas que tu viaje será semipermanente o permanente puede que sea necesario que encuentres tu propio espacio después de cierto tiempo. Si este es el caso, investiga las diferentes zonas de la ciudad y busca no solo un buen precio por la vivienda; también asegúrate de que tendrás fácil acceso a mercados y transporte.

Viajes de negocio largos: algunas recomendaciones

Salario

Si estás buscando trabajo fuera del país o se te está pidiendo correr con tus propios gastos una vez reubicado (con salario en moneda nacional), durante la negociación de tu salario asegúrate de que la oferta que se te esté haciendo sea en la moneda del país de tu estancia. Es muy fácil dejarse llevar por cifras grandes (hablando en moneda nacional) y pensar que estarás bien. Sin embargo, recuerda que tus gastos serán en la moneda del país a donde te dirijas, no en pesos mexicanos. Por ende, asegúrate de recibir un salario competitivo que vaya en línea con esos gastos.

Viajes de negocio largos: algunas recomendaciones

Investiga el costo de la vida de tu destino

Vivienda, transporte, renta, comida..., son puntos a considerar. También investiga cuánto es el salario promedio del puesto que estarás desempeñando. Como dije anteriormente, si tus gastos son en una moneda determinada, asegúrate de que estés ganando en esa misma moneda y que estés ganando, además, un salario competitivo.

Viajes de negocio largos: algunas recomendaciones

¿Casa vacía, amueblada o semiamueblada?

Ante la posibilidad de una mudanza doméstica o internacional, puede que te veas enfrentando esta decisión y la respuesta será en gran parte personal y dependiendo de la posición que te están ofreciendo; más que nada, en mi experiencia, de la distancia de dicha mudanza y el tiempo que tienes “asegurado” estar fuera.

En ocasiones, las compañías ofrecerán bonos de relocalización para ayudar a comprar lo esencial en una mudanza, lo que no quiere decir que podrás comprar absolutamente todo lo que tienes hoy en día. Si tu estancia será temporal, tal vez valdrá la pena una vivienda semiamueblada o amueblada, en donde tendrás lo esencial para vivir sin necesidad de hacer demasiados gastos o logísticas complicadas de mudanza.   

Viajes de negocio largos: algunas recomendaciones

Una buena opción para llegar a tu destino es realizar investigaciones más minuciosas de manera personal, para darte una idea del ritmo de vida, costos y logística antes de decidir qué comprar y cómo o, en su caso, si es más conveniente realizar un flete desde casa y hasta destino con tus pertenencias más preciadas.

Aparte de estos tips, no está de más recomendarles que salgan a divertirse y a conocer su destino. Al final del día, todo es una oportunidad nueva para crecer y conocer el mundo.

Suscríbete al blog de la UNITEC, donde encontrarás más contenido de interés como éste.

Sigue leyendo...